lunes, 24 de marzo de 2014

Terrores de una madre en el parque

Ayer, atípico domingo en mi familia. Generalmente pasamos el día en casa de mis padres, mi hermano también está ahí con sus pequeñas y entre mis hijos, los suyos y la de mi hermana que viene a veces, se despapayan y juegan hasta que llega la noche y caen rendidos de lo lindo.

Pero resultó que mis padres se fueron de paseo, mi hermano tenía sus cuantas ocupaciones y mi hermana no vino. Así que pasamos el día en casa de mis suegros, donde también tienen con quien despapayarse mis bebés y una rica piscina que mi hija no perdona cada vez que vamos. Adora estar en el agua y más con este calor. Todos pasamos una bonita tarde, comimos rico y jugamos hasta arrugarnos en la piscina (en el caso de Netito, hasta que el pañal se lo permitió).

Y ya cuando iba cayendo la tarde, cansada de tanto jugar mi Ely se queda dormida, lo cual no es conveniente porque si duerme mucho en la tarde, en la noche no hay quien la frene para dormir. Entonces decidimos ir a visitar el nuevo parque del Cerro del Tablazo, obra reciente y desesperada del alcalde saliente.

Digo desesperada porque convenientemente la inaguraron el día de cierre de campaña para las elecciones y a leguas se nota que no la terminaron a tiempo, además de la falta de uniformidad en ciertos tramos, aparte que, lamentablemente, no se le está dando el mantenimiento correcto. Pero bueno, para criticar la obra civil y la política de mi cantón será en otro rato.

Lo que hace bonito este parque son las áreas que sí están adoquinadas o donde se colocó césped sintético. Está, podría decirse que bien iluminado y hay gran cantidad de juegos. Pero a decir verdad, la mayoría son para niños de 7 años en adelante, haciendo que sea un tanto peligroso para los de menos edad.

Entonces, qué hago yo ahí con mis dos enanos menores de 3 años? El Netito que se cree muy independiente, ni bien vio las áreas abiertas y patitas para qué te tengo. Su papá salió corriendo detrás de él mientras yo llevaba a Ely de la mano que brincaba de la emoción viendo tanto juego.

He ahí donde entra la madre sobreprotectora-paranoica-neurótica que a veces soy. Todo lo implique un mínimo de riesgo para mis cachorros me sobresalta y ando con las antenitas para arriba. Lo que realmente me pesa de eso es que a veces me dejo llevar por tanta precaución y no me permito disfrutar de lo bonito que pasan todos los demás.

Lo intenté, no lo niego. Con una sonrisa llevé a mi Ely al primer juego que vio que era un conjunto de resbaladeras, puentes, escaleras. De la manito le ayudé a subir y se deslizó por el primer tobogán que a mi criterio tiene tanta pendiente que un poco más y es vertical con caída libre. Primer terror: que la niña escale sin barandas de protección a los lados. Segundo terror: que se golpeara al final de la deslizada y caer al piso. Para futuras resbaladas fui suficientemente precavida como para irla sujetando y que se vaya deslizando despacito.

Tecer terror: que tanto niño grande circulando por ahí me la hicieran caer! A cuanto niño le tuve que decir: ey! cuidado! es una niña pequeña!. Cuarto terror: la niña se pone a saltar en el puente y le causa gracia, a mí no. Quinto terror: se mete en el tobogán cerrado! Nena, dónde estás? Te metiste, te deslizaste o saldrás por la misma entrada en un ratito? Voy a la salida y veo que viene feliz deslizándose con las manitos hacia arriba.

Vamos a otro juego, si? Ok, vamos a los columpios. Ahí me acordé de Rachel de Friends y su terror a éstos. Me reí, yo no soy tan paranoica como para pensar que a mi hija se le enredará el cabello y tendré que cortárselo generándole un trauma de por vida, pero sí como para analizar si los tornillos del asiento estaban bien apretados (después de ver a otro papá haciendo lo mismo) y verificar que la nena se siente bien (cómo es que no ponen respaldar en estas sillitas?).

Al rato mi nena se aburrió de esto y fue a buscar nuevas aventuras, se encontró con un carrusel donde había niñas chiquitas adentro y niñas mayores afuera haciéndolo girar. Lo que me alivió de este juego es que había un poco de madres tratando de ubicar bien a sus pequeñas y controlando el juego. Ahí si me sentí identificada. Mi nena entró y yo "Ely, sujétate bien, aquí voy a estar" mientras otras madres repetían lo mismo a sus retoños a mis lados.

Bonito, pasó y llegó Netito con su papá después de recorrerse todo el parque corriendo. Papá me dijo: "cambio, te toca". Cogió a Ely y se fue y yo tuve que salir disparada atrás de Neto.

Nuevos terrores: un piojito entre tanta gente! me lo van a pisar! Pero él se iba riendo, sorteando piernas aquí y allá, quienes lo miraban lo hacían encantados de ver cómo se reía este bandido y ver a la madre atrás de él. Lo que me recuerda una de mis notas mentales: no ir al parque con blusa escotada! Tener que agacharme a coger a Neto daba un primera fila a mi brassiere, y vista en HD cuando lo trepaba a mi y por berrinchudo me jalaba la blusa. Así es como debe cambiar el vestuario de una madre...

Neto tratando de treparse al carrusel. No, amor, tú eres muy chiquito para eso! Pero él, obstinado queriendo acercarse al carrusel en plena marcha y yo espantada tratando de detenerlo. Berrinche. Focazo. Vámonos Neto.

Después de un rato me encontré con su padre, los dos sudando la gota gorda. Es hora de irnos. Se nos cruza un man disfrazado de Barney a darle a Ely un juguete para hacer burbujas. Qué mejor forma de vender! Ely hace ojitos y mi esposo saca un dólar para pagar el juguete.

Así concluye un día de parque normal. Ni más! Venir yo sola con mis pequeños al parque? Nooooo... si entre dos nos hicimos bolas. Quizás cuando sean más grandes, y más inquietos, y se vayan por su cuenta.... noooooo!

No sé quien llegó más molido a la casa, pero al final después de comer y bañarse cayeron rendidos los enanos y los padres nos aguantamos un poquito para tener tiempo de mamá y papá a solas, tomar un traguito y relajarnos del fin de semana.

Quién dijo que el fin de semana es para descansar? Seguramente, no tenía hijos xD

miércoles, 19 de marzo de 2014

Un premio? Wooow! :)


"Quiero agradecer a la Academia, a mi mamá y a Wellapon" decía una propaganda de hace años donde salía entre flashes de cámaras una Miss dando este discurso al ganar la corona. Así me sentí cuando Mayis me dio una sorpresita en su blog Te cuento un pokis y me otorgó el premio al "Blog Más Tierno" por éste y por De según como se mire todo depende :)

No soy una miss ni es una corona lo que he ganado pero me he quedado igual de encantada como si hubiera participado en Miss Universo. Es lindo saber que alguien allá afuera lee lo que escribo, que lo ha encontrado útil en ocasiones y que hemos compartido anécdotas, ires y venires.

Me decía mi hermana: "una alegría compartida es el doble de alegría, una tristeza compartida es la mitad de la tristeza". Ese siempre fue el objetivo de todo esto: compartir. Gracias Mayis por leerme y a la vez te digo es un gusto leerte en tu blog.

Y a continuación voy a responder las preguntitas que Mayis respondió y ahora me da la posta a mi.

¿Tienes algún amuleto u objeto que crees que te da suerte?
La verdad que no. No creo en la suerte, creo que cada uno se traza su destino, creo en la acción y reacción, en las decisiones y consecuencias. Si de protección se trata, yo creo que llevar a mi abuelita en mi corazón siempre me traerá cosas buenas porque estoy segura que ella desde el cielo me cuida.

Mirando hacia atrás, ¿es tu vida como la imaginabas siendo peque?
Ni siquiera es lo que imaginaba hace 4 años! La vida me ha sorprendido dándome bendiciones inesperadas y también uno que otro golpecito. Hace unos añitos no me hubiera imaginado que a estas alturas del partido tendría ya dos hijos, un esposo y una carrera en desarrollo. De peque soñaba con ser bailarina de flamenco pero cuando fui creciendo dejé de lado las artes y me enfoqué en la construcción. 

¿Cuál es tu libro favorito?
Veronika decide morir de Paulo Coelho. Es un libro sobre la locura y sobre cómo cambian las cosas según el punto de vista, que pues es el tema del otro blog. Te lo recomiendo!

¿Cuál ha sido la situación más embarazosa de tu vida? 
Jeje, pues en el proceso de cuando empiezas a vivir con esa persona especial se dan ciertas situaciones cotidianas que pueden avergonzarte. Por ejemplo, imagínate la vergüenza si se me salía un gasesito vago por ahí!.. uish! me pasó pero mi esposo siempre fue tan lindo en hacerme entender que si estábamos casados pues estas cosas sucederían y no había de qué avergonzarse. Tanto así que hasta me ayudó a ir al baño después de la cesárea cuando yo sentía que no me podía ni mover. Focazo para mí pero es lo que hace el amor :)

¿Qué objetivo quieres cumplir, sí o sí, este 2014?
Eliminar mis deudas! Oish! ya quiero dormir tranquila. Tampoco estaría mal poder empezar la construcción de mi casa que la tengo diseñada desde hace tiempito.

¿Playa o montaña?
Ambos tienen su atractivo. Vivo en la playa y no me canso de ella. Particularmente, me encantaría pasar unos días en San José, la playa más bonita que existe para mí: muy tranquilo el mar y bastante extensa cuando baja la marea. También me gusta la sierra por el frío y me encantaría llevar a mis nenes a que disfruten esos paisajes hermosos que tienen por allá.

¿Has personalizado tu blog tú mismo o lo has hecho a través de un profesional?
Con las plantillas que me dió el programa, aunque debo admitir que la de este blog no me gusta mucho, lo hice al apuro. Tengo la intención de pedirle a mi cuñado, que es diseñador gráfico, que me ayude con estas cositas pero cuando haya algo de tiempo. Orita estamos a full de trabajo.


¿Cuál es tu canción para cantar "a grito pelao"?
Miles! Justo el otro día que viajaba de regreso con mi esposo en el carro desde Guayaquil y me di el gusto de quitarme el estrés poniendo música de Aerosmith a todo volúmen como en mi adolescencia. Y las canté a todo pulmón! También me gusta mucho cantar las canciones de La Oreja de Van Gogh. Ser cantante es un sueño frustrado mío, jeje.

No puedes vivir sin...
Mis bebés! Desde que llegaron los amo tanto que ya no me imagino estar sin ellos. Y mi esposo, por su puesto porque él es mi cordura en este mundo loco.

Dime algo que te guste de mi blog, admito críticas "constructivas"
Adoro tu forma de narrar las cosas. Cuando escribes sobre tus niños la ternura te aflora en su máxima expresión. 


¿Te gustaría que tratara en mi blog algún tema en particular?
Hummm.. me gustaría más escuchar sobre tu vida como migrante, como te sientes al ser latina en un mundo de gringos y cómo te afecta eso en la forma de educar a tus hijos. 

---
Una vez más, Mayis, gracias por este lindo distintivo, gracias por leerme y por compartir. Ya que puedo entregar este premio también, yo diría que tu blog se lo merece por partida doble, así que si se vale pues te otorgo este premio a ti. 

Así mismo quisiera darle el premio al Blog Más Tierno a Paola La_new, Nueva mamá de gemelas porque en sus escritos encuentras el amor y la calidez de su familia, una persona que te habla directamente desde su corazón y su sentir, y que viene por dos! sus gemelitas son una preciosura :)

Así que Pao, espero que te guste este detalle tanto como me gustó a mí. Las reglas del premio creo que ya las sabes, así que disfrútalo! jejeje.

Un abrazo a ustedes! :)

sábado, 15 de marzo de 2014

Cambios en tu físico después del embarazo. Lo que nadie te dijo.

Al estar embarazada una en lo que más se concentra es en su bebé, si estará bien y la salud. Para las que tienen suerte, al 4to mes ya se pasan las náuseas y empieza a asomarse la barriguita así que te sientes de lo más femenina en tu estado de dulce espera. Atrás dejaste la cara de zombie pegada al inodoro y empiezas a arreglarte y qué bonita te ves con tu pancis!

Casi al final del embarazo ya estás deseando que se acabe, no sólo porque te comen las ansias de tener a tu bebé contigo, sino que tus pies hinchados, el peso de la panzota que ahora tienes y lo roja que estás de sofocarte por la falta de respiración, ya no te sientes tan radiante como al principio.

Y llega el parto, tu bebé está hermoso, tú de lo más feliz que casi ni te importa que recién te vengas a enterar que no es que al minuto de parir se bajó la panza y quedaste figurita como antes. No, vas a quedar un poquito hinchada, la pancita aguada, usarás tu ropa de maternidad un tiempo más y volverás a tu peso anterior poquito a poco.

Esto es más que conocido, te lo explican los doctores, te dirán la dieta que debes seguir y bla bla... Lo que nadie te dice es que NO te podrás arreglar igual que antes y que el tiempo que antes te tomabas para salir lo tienes que reducir a 1/4 pues tu bebé se encargará de eso facilito.

Cómo? Aquí unas cuantas cositas que no podrás hacer como antes:

- El baño: atrás se quedaron las duchas relajantes, ponerte el shampoo, acondicionador, exfoliante y una crema diferente para cada parte del cuerpo. Si tienes la suerte de poder tomar una ducha sola la harás con el apuro de que tu bebé no se despierte y si lo hace su llanto hará que ni te acuerdes si te enjabonaste o no para salir corriendo a verlo. PD: los primeros días estarás mas enfocada en no lastimarte las heridas del parto (corte de la cesárea, episotonomía) que en otra cosa.

- El cabello y los peinados: si casi no tienes tiempo ni del shampoo, peor del acondicionador, cepillarte y secar tu melena, es un reto peinarte y hacerte ese moño de lujo o dejar tus chorritos ordenados y antifriz xD. Probablemente dejarás que tu cabello se seque al viento y luego te harás una práctica colita para no andar mechuda. Y ni hablo de si tendrás tiempo de ir a la peluquería... Cito un caso de la vida real: mi hermana fue a la peluquería después de 2 años y medio de tener a su nena y en el rato de sentarse a que le cortaran el cabello, la nena va y le dice "mami, popó!"... Ni modo, a levantarse a cambiarle de pañal y esperar el corte de cabello a otro momento.

- Manicure: esto no solo por falta de tiempo, sino que tener las uñas largas no es recomendable cuando tienes a un bebé, corres el riesgo de rasguñar su pielcita tan delicada. De entrada, el día anterior a la cesárea mi madre me fue diciendo que me cortara las uñas. No me las volví a dejar crecer mucho hasta el día de hoy. Pintarlas ni se diga, pues clásico que te acabas de hacer las uñas para una fiesta y tu bebé quiere que lo cargues. Son tan oportunos!

- Tacones: estos los tuve que dejar desde el embarazo y pensé retomarlos al parir pero la falta de costumbre, el tener que hacer equilibrio con un bebé en brazos o tener que correr detrás de tu nene con 7 cm de altura de más, no es nada cómodo ni seguro. Desde hace más de 3 años que me veo más chaparra de lo que soy por usar zapatos bajos y todo terreno. Si vas a una fiesta y puedes ir sin tu bebé, te das el lujo de ponerte tacos a riesgo de destrozarte los pies por falta de costumbre. Si vas con tu bebé anda preparada para que alguien con los pies en el piso se pueda hacer cargo de él.

- Vestuario: cero strapless, faldas cortas o con mucho vuelo, botones, blusas escotadas... corres el riesgo de que tu hijo de un jalón te deje semidesnuda en media calle. Si amamantas buscarás lo más cómodo y discreto para poder sacarte la teta en cualquier sitio sin que la gente piense que harás un striptease xD. Te gusta la ropa especial para amamantar? a mi particularmente, no.

- Tu bolso: pasó de ser la mini carterita donde te entraba maquillaje básico, documentos, dinero y celular. Ahora tienes el súper bolso de toda súper mamá que es un agujero negro, traga todo lo que le pongas. Pagarías por tener un bolso como el de Hermione con un encantamiento de extensión indetectable. A mi me acompaña ahora una cartera más grande que yo, pero eso sí, es como mercado libre: encuentras y vendes de todo.

- Joyas y accesorios: después de que mi bebé en un arrebato se rasguñó la cara con mi arete que era de esos de punto, no me los puse por mucho tiempo. Los largos y colgantes peor pues casi me quedo sin oreja después de un rico jalón. Collares, cadenas, pulseras? Para que me los arranquen de un tirón? No, gracias.

- Maquillaje: ok, si es que tienes tiempo de maquilarte usa lo básico y cuidado con el labial muy rojo. En un rato de apapachamiento o dejas a tu bebé marcadito o él se encarga de ponerte la sonrisa del Guasón. 

Ahora dime tú, si ya recuperaste tu figura, como te ves con tu colita de caballo, zapatos sport, jean todo terreno, camiseta de mamá, uñas sin pintar, una cartera donde entra hasta tu casa, sin aretes y/o maquillaje? Te habían dicho esa parte?

Jaja, tómalo con humor, querida. Ya habrá algún rato que se alineen las estrellas y todo juegue a tu favor para que puedas bañarte, cepillarte el cabello, planchartelo, ponerte crema, maquillarte, ponerte ese vestidito mini con tacones de aguja 15 cm y la carterita de mano para salir a la cita romántica con el amor de tu vida, no te vayas a olvidar de él.

Tú que dices? Te sucedió así? Habías pensado en esa parte de tu físico que cambiaría por la llegada de un bebé? :)


martes, 11 de marzo de 2014

Mi hijo, el mago.


Cuando estaba embarazada de Netito y ya sabíamos que sería niño, la gente me decía que él saldría tan relajoso como su padre, que lo llevaría en los genes. Hoy tiene 15 meses y me doy cuenta que era cierto, y que encima nació con habilidades mágicas, así que espero que a los 11 años le llegue su carta de Hogwarts (qué orgullo para mí xD)

Siendo yo una hiper fanática de Harry Potter, pues conozco los síntomas de la magia que se manifiestan desde niños: cosas inexplicables que pasan a su alrededor especialmente cuando están enojados o haciendo travesuras.

Mi hijo será un gran mago, y en estas dos semanas ya me ha hizo un par de trucos.

Primer truco. Escena: hace dos semanas, casa de mis padres, hora del almuerzo. El engreído, como siempre, a pesar de ya haber comido su ración (antes que todos los demás) a la hora que ve a su abuela sentada con el plato al frente, va y le hace ojitos para que lo suba con ella a la mesa. Qué abuela se va a resistir a esos ojitos del Gato con Botas de Shrek! Se sube a la mesa y de repente en uno de sus arrebatos jala rápidamente el individual que cubre el mantel y lo saca sin hacer caer ninguno de los vasos y platos que tenía encima!

Aplausos. ¬¬

Segundo truco. Escena: el fin de semana, nuestra casa, su cuna a la hora de despertar. Claro, como la noche anterior había tenido una mini farra en casa y me había acostado tarde, en cuanto se despertó el enano y lo vi asomarse por su cunita, lo levanté, le cambié de pañal y fui a prepararle un biberón y se lo dejé para que lo tomara mientras yo iba a dormir otros 5 minutos (por lo menos, eso pensé). Al rato, escucho que me llama y me llama y me llama... Ya se había terminado su biberón y sigo sin explicarme como hizo para mojarse de pis el calzoncillo y la cama SIN mojar el pañal! o.O

Si, en un principio pensé que se le había derramado la leche del biberón, pero no, después comprobé que era pis. Cuando le conté a la niñera lo que había hecho me dijo que desde hace días tiene la manía de sacarse el pantalón y pañal (o moverselo), simplemente porque si, para reirse un rato de correr desnudo por la casa.... Pero parece que esta vez quiso hacer algo diferente y lucirse con el truco. xD

Es travieso como su padre y es mago, quizás por el lado de su madre! Mi hijo es una maravilla y cada día me hace reir con sus locuras, su encantadora mirada y los hoyitos que se le hacen en los cachetes cuando me regala esa sonrisota que adoro!

¿Qué travesuras te ha hecho tu hijo?

miércoles, 5 de marzo de 2014

En feriado no hay descanso.

Ya que ya escribí sobre los Baby Grammy's, diría que tocaría hacer lo mismo para los famosos Premios de la Academia. Pero no, aunque mi esposo y yo somos cinéfilos, nos encanta ver películas y somos tan o más criticones que esos de farándula y reviews en periódicos, pues no pudimos disfrutar de la gala completa.

Pero bueno, es que una madre no ve televisión!, al menos no completamente... siempre habrá que estar pendiente de los enanitos que pueden aprovechar esos instantes de comodidad para hacer de las suyas. Es típico que ni bien me voy sentando a ver tele el uno tiene hambre, el otro se hizo popó, o si estaban los dos tranquilitos en su cuarto empezó la pelea por algún juguete... o simplemente decidieron que era bonito ver a mamá sentada e irsele a trepar encima...
En esta ocasión la hora de la entrega de premios nos cogió en la casa de mis padres, como cualquier domingo, casi a la hora de irnos es decir a la hora de la merienda de los enanos y su delicioso baño posterior, agitado al final por la impaciencia de Netito de tomar inmediatamente su biberón y no esperar hasta llegar al carro.

Apenas alcancé a escuchar algunos de los chistes de Ellen Degeneres (me encanta!) y ver a Brad Pitt repartiendo platos y servilletas para la pizza. Eso entre la carrera por agarrar a Neto que decidió salir a correr por la sala en traje de Adán mientras yo buscaba su ropa. Lección aprendida: una vez que los niños aprenden a subirse y bajarse de una cama no hay que quitarles el ojo de encima!

Ya vestidos los niños decidimos irnos en el momento de la entrega de los premios "aburridos" o sea técnicos, de sonido, edición, bla bla. Como cualquier domingo, los niños se durmieron en el carro pero como cualquier domingo de carnaval en mi pueblo, el tráfico hacia la casa estuvo TERRIBLE por lo que tardamos una hora en llegar.

Nota: por eso odio los feriados... todos los aniñados de otras ciudades vienen a mi tierrita natal a "hacer turismo y disfrutar de las playas" convirtiendo esta ciudad en SU-CIUDAD con el mismo caos que se vive en ella. Luego se van y dejan SU-CIEDAD. Oish!Y no solo dejan basura sino que abusan de una casa que no está preparada para recibir a tanta gente, literalmente hablando.

Quién en su sano juicio se pone a hacer instalaciones eléctricas ilegales para dar luz a su casita de veraneo? Mas aún en feriado donde si haces algo mal, no podrás encontrar a los proveedores de servicios para que arreglen tu cagada, y peor en la noche... Bueno, los "genios" que decidieron hacer esto fueron los dueños de la casa que alquilo y gracias a ellos que sin permiso saturaron una línea con sus foquitos, ventiladores y lavadoras, se apagó primero el aire acondicionado para luego dejarnos sin luz por media hora.

Media hora... tiempo suficiente para que los bebés, acostumbrados a dormir en el cuarto fresquito, se alborotaran por el calor infernal que sucumbió ante la falta de electricidad. Yo que pensaba en llegar a mi casa a descansar y terminar de ver la gala, tuve que salir muerta del coraje a enfrentarlos y a alistar a mis bebés para irnos en ese momento a cualquier otro lugar donde pudieramos pasar una noche tranquila.

Qué gente para más desconsiderada! Si a eso le sumo que maltraron a mi perrito en mi ausencia, ya no sé como calificarlos...

No, no hubo descanso, ni siquiera cuando los niños se volvieron a dormir una vez solucionado el problema de la electricidad. Creo que yo protagonicé una escena digna del Oscar con mi esposo en nuestro furibundo intento de huir y salvar a nuestros bebés de esta gente tonta y encima escandalosa, pues hicieron feria en el patio aún sin luz hasta avanzadas horas de la noche.

Como madre una de las cosas que más iras me dan es cuando el esfuerzo que hago por mantener a mis niños cómodos y felices, otros vienen y lo arruinan, sea cual sea el motivo.

A la pregunta de hoy al llegar a mi trabajo: "que tal pasó el feriado?" de parte de mis colegas en la oficina, solo me quedó fingir una sonrisa y decir "bien". Descansó? Para nada! Toda la gallada de la señora que nos alquila la casa se fue recién hoy en la mañana, cuando yo ya regreso a mi rutina normal donde tampoco hay descanso.

Ahh... feriados....